• VPH Tratamientos del HPV
  • Contáctenos
  • | (54-11) 4381-2009, Buenos Aires, Argentina.
  • info@hpvmedicalcenter.com.ar
  • HPV - VPH
  • HPV

Prevencion del contagio por HPV virus del papiloma humano mediante tecnicas de ADN PCR reaccion en cadena de la polimerasa y otras

Actualmente mediante técnicas de biología molecular es posible detectar la presencia  o ausencia del virus del papiloma humano  en el aparato genital (genitales) femeninos y/o masculinos así como también en otras partes del cuerpo que puedan  presentar una infección. En un futuro no muy lejano tanto los hombres como las mujeres podrán realizar un estudio de ADN en forma rutinaria y esto nos permitirá prevenir las complicaciones causadas por el virus del papiloma humano (HPV), principalmente las causadas por aquellos virus llamados tumorales u oncogénicos. Los virus mas relacionados con el cáncer son el HPV 16, 18, 31, 33, 35, 39, 45,  51,  52,  56, 58, 59, 68.

La técnica que nosotros usamos rutinariamente es un estudio llamado PCR cuya traducción es reacción en cadena de la polimerasa, esta técnica tiene grandes beneficios ya que permite detectar al/los virus en fase latente, cuando el paciente no presenta lesiones visibles. En el informe además se especificará cual es la genética viral  característica y se le asignará el número correspondiente.

Sabemos que algunos subtipos virales tienden a persistir más en el sitio de infección o que otros subtipos virales tienden a evolucionar más rápidamente a lesiones malignas. Aquí radica la importancia de identificar con exactitud  cual es el virus/los virus que presenta el paciente.

Existen otras técnicas de ADN como ser la captura hibrida o captura de híbridos II que solo nos permite identificar la presencia o ausencia de los virus que afectan el aparato genital con mayor frecuencia, los clasifica en virus del grupo I o de bajo riesgo (HPV 6, 11, 42, 43, 44, 53, 54) y virus del grupo II o de alto riesgo previamente nombrados (HPV 16, 18, 31, 33, 35, 39, 45,  51,  52,  56, 58, 59, 68).

La captura hibrida no nos ofrece la posibilidad de saber cual de los virus tiene el paciente y por otro lado no tiene en cuenta otros ochenta virus no tan frecuentes pero que en la practica hemos detectado.

Volviendo a la prevención que podemos lograr con estas técnicas habría que decir que tanto las mujeres como los hombres detectando al virus en fase latente y realizando los controles y tratamientos adecuados a cada caso en particular se puede prevenir o adelantarse al cáncer entre 5 a 10 años antes de su aparición. Se puede alertar a la pareja sexual y evitar el contagio al recién nacido durante el parto vaginal.

Saber el subtipo vital nos permitirá tomar una correcta decisión en  cuanto a las dos vacunas que existen actualmente para prevenir contra los subtipos virales 16, 18 , 6 y 11 una de ellas y 16, 18, protección cruzada contra el 45 la otra. Cabe aclarar que la vacunación tiene direcciones muy precisas y no debe ser aplicada en forma indiscriminada.